Nuevo Concept-Car Citroen Cactus M.

 

Con ocasión del Salón Internacional del Automóvil de Fráncfort, Citroën presenta en primicia mundial un concept-car inspirado en el Méhari: el Citroën Cactus M. La marca propone así una reinterpretación del C4 Cactus repleta de frescura y de optimismo. Más allá del diseño, Citroën expresa el ‘arte de vivir’, posicionando el ocio en el centro de la experiencia automovilística. Cómo en todos los terrenos y situaciones, el Cactus M evoca la libertad, la evasión y el bienestar.

Foto:Prensa Citroen Auto-Gomas

· Un crossover abierto al exterior. El estilo del concept-car Cactus M, ya sugerido por el Citroën C4 Cactus, busca ser aún más todocamino y confirma su filiación con el concept Citroën Aircross, presentado en Shanghai el pasado mes de abril. Sus aletas están esculpidas alrededor de las ruedas, haciéndole aún más robusto. Su parabrisas retrasado, la carrocería sobre elevada y el diámetro de sus ruedas aumentado refuerzan su personalidad. En los laterales de la carrocería, unas grandes puertas en material plástico aportan ligereza, protección y definen al vehículo. Esto se ha hecho recordando el espíritu del célebre Méhari, que tenía la misma filosofía. Por último, el habitáculo, completamente abierto, permite acceder a los asientos de la segunda fila franqueando el borde de la carrocería y apoyándose en una inserción situada en el flanco trasero.
Un año después del lanzamiento del C4 Cactus, y con motivo del Salón Internacional del Automóvil de Fráncfort, Citroën propone una declinación de éste con un diseño más musculoso y totalmente abierto al exterior.

Una reinterpretación del C4 Cactus de aspecto todocamino
El carácter SUV del concept Cactus M, ya sugerido en el C4 Cactus, está acentuado por un tratamiento de estilo y por elementos específicos.

Los flancos han sido esculpidos para acentuar su mayor altura libre al suelo y la impresión de suspensión de la carrocería. La utilización de ruedas Tall & Narrow permite agrandar el diámetro de la rueda disminuyendo al mismo tiempo su anchura y con ello aumentar la altura de la carrocería. Esta impresión se ve reforzada por los pasos de rueda. El carácter robusto del Cactus M se ve acentuado por la inclinación del parabrisas de 60° y por el espesor de su montante, que inspira robustez.

Los bajos de los paragolpes delantero y trasero y los retrovisores se han concebido a partir del concept Citroën Aircross. Los ganchos de remolque o los retrovisores transmiten protección y calidad. Estos atributos de estilo arraigan al Citroën Cactus M en el mundo del SUV.

Foto:Prensa Citroen Auto-Gomas

 

Páginas: 1 2 3