Dakar Classic – La aventura del sufrir.

Claro, las palabras de aliento, por parte de Mariano de la Parte y por parte de toda su red de colaboradores, que no paraban para conseguir en España el pistón y mandarlo hasta Arabia, en el menor tiempo posible.
Aventura y colaboración desinteresada por parte de esta gente es también una aventura del Dakar. INCREIBLE, como han estado trabajando para encontrar las piezas de recambio y también intentar entregarlas, que es una ardua tarea.

Se barajaron varias posibilidades, incluso fletar las piezas, para que periodistas deportivos, que estaban de viaje, hacia el Vivac del Dakar, pudieran entregar las piezas. Finalmente se encontraban con la dificultad de tramitar la visa de entrada en Arabia y algunas otras cuestiones legales.

El día 6 de enero, ya comienza la reparación y montaje del motor del vehículo, pues se encontraba el «susodicho» Pistón. También toca «retarar» los inyectores del Nissan, en un taller oficial.

Finalmente el día 7 de enero, despedida, del taller de Hail. La bandera del Centro Integrado numero UNO de Santander, ondeara en el taller de Hail.

Prensa Recinsa

Páginas: 1 2 3